Cómo reconstruir tu crédito después de la bancarrota. Es posible restaurar tu salud financiera.

Después de declararte en bancarrota, una de tus principales preocupaciones debe ser reparar tu crédito. Para algunos consumidores, una declaración de quiebra puede llevarlos a una sensación de desesperanza que puede ser difícil escapar. Sin embargo, una vez que establezcas un plan de reparación de crédito firme, puedes comenzar con confianza el camino de regreso a la salud financiera. Y con este tipo de plan, no tienes que esperar demasiado para comenzar a solicitar un crédito nuevamente, siempre que tomes los pasos necesarios.

Crea un presupuesto

Antes de que pueda comenzar a solicitar un crédito después de una declaración de bancarrota, debes tener tus finanzas en orden. Empieza a vivir dentro de sus posibilidades, para que sepa exactamente lo que puedes pagar cada mes. No hagas estimaciones, sino que crea una hoja de cálculo que detalle con tus ingresos y gastos. Esto te mostrará exactamente cuánto dinero te queda para gastar cada mes después de pagas todas sus facturas y evitará que tenga problemas de crédito en el futuro.

Paga tus cuentas a tiempo

Cada factura que está a tu nombre se adjunta a tu puntaje de crédito. Por lo tanto, asegúrate de no llegar tarde a un pago después de declararte en bancarrota. Hacer tus pagos mensuales a tiempo muestra a los posibles prestamistas que se puede confiar en ti para un préstamo. Dado que el historial de pago de la factura posterior a la quiebra será todo lo que los prestamistas deben seguir para solicitar el crédito, este es un aspecto muy importante para reconstruir tu crédito.

Solicita un par de tarjetas de crédito

Muchas compañías principales de tarjetas de crédito te aprueban una vez que te hayas declarado en bancarrota, por ejemplo, Capital one y Barclay.  Te asombraras cuanto crédito inicial te pueden dar. Tambien puedes aplicar en algunas tiendas minoristas. Estas tarjetas tienen límites más bajos que las tarjetas de crédito normales y solo se pueden utilizar en las tiendas a las que están conectadas. Obtén estas tarjetas, realiza pequeños cargos cada mes y luego reembolsa de inmediato. Esto te ayudará a establecer un nuevo historial de crédito mientras mantienes tus deudas a un nivel manejable. Limítate a unas tres tarjetas para comenzar, ya que esto te ayudará a mantenerte al día con tus pagos.

Obtén una tarjeta asegurada

Para acelerar la construcción de tu crédito, tambien es conveniente que aplicaras para una tarjeta de crédito asegurada. Una tarjeta asegurada tiene un límite de crédito que coincide con un depósito que debes entregar al emisor de la tarjeta. Capital one, Discover y muchas otras empresas ofrecen este tipo de tarjeta. Por ejemplo, si deseas una tarjeta de crédito con un límite de $500 dólares, debes otorgarle al emisor de la tarjeta $500 dólares para garantizar la deuda. Si no cumples con la tarjeta, el emisor solo se llevará los $500. Esta es una opción de bajo riesgo para las compañías de tarjetas de crédito y los bancos, y te brinda fácil acceso a una tarjeta de crédito, lo que puede mejorar tu puntaje de crédito.

Supervisa tu informe de crédito

Es una buena idea vigilar tu informe de crédito, ya que los errores de notificación pueden suceder ocasionalmente. Para esto debes registrarte gratuitamente en sitios como Credit Sesame. Credit Sesame es una web regular y puedes descargar la aplicación telefónica. No se necesita tarjeta de crédito para inscribirte y ver tus puntajes de crédito de Equifax. La aplicación es muy fácil de usar y tu calificación crediticia la actualizan semanalmente. También recibes alertas de crédito inmediatas en cualquier momento que haya cambios en tu perfil de crédito. Tambien recibes ofertas de tarjetas de crédito personalizadas.

Si observas un error, asegúrate de ponerse en contacto con la agencia de crédito correspondiente para solucionar el problema. Incluso un pequeño error puede tener un gran impacto en su puntaje de crédito después de una quiebra, por lo que es vital detecte de inmediato, cualquier error que ocurra.

No puedes reconstruir tu puntaje de crédito inmediatamente después de declararte en bancarrota, pero puedes comenzar el proceso de reconstrucción. Tomará algún tiempo para que los prestamistas vuelvan a confiar en ti, pero comenzar el proceso de inmediato te permitirá accelerar el proceso.